ZUBEROA

Las ocasiones especiales siempre son un buen pretexto, para ir y experimientar nuevas cosas, en esta ocasión un cumpleaños fue el motivo, y una buena cena la celebración, Zuberoa fue el retaurante cómplice, ubicado en el pueblo de Oiartzún, Gipuzcoa, cerca de San Sebastian, en el País Vasco. Su entorno representa parte de la cultura vasca, entre el bidegorri , el caserio donde el restaurante cobra vida, lo podemos entender así. Su cordial personal nos muestra las intalaciones de un caserio de mas de 600 años de historia que sigue en pie y como si fuera nuevo, paredes de piedra, luces y una terraza por la que todos los comensales mueren por reservar, el ambiente es mítico, pero sobre todo, quien podría pensar que este caserio sería el primero en contruirse dentro del pueblo de Oiartzún.

Este restaurante de una estrella michelin es dirigido por los hermanos Arbelaitz, la principal cabeza es Ilario, y junto con Eusebio han logrado trascender. Su oferta esta basada en dos opciones, puedes pedir a la carta, o bien un ménu degustación, por esta vez nosostros escogimos el ménu degustación. Es un menú corto de alrededor de 1o platos, donde predominan las texturas cremosas y de sabores  intensos. El punto de sal (justo) y el gusto umami  (el umami es considerado el quinto sabor, simplemente es ese sabor que te provoca seguir comiendo)hacen del menú del Zuberoa uno muy fácil de comer y de disfrutar.

Dentro del menú predominan los productos del mar, en esta ocasión considero que esta basado por la temporada, así como también productos muy singulares que comen las familias de esta zona, primeramente nos invitaron un aperitivo de la casa, una “Crema de foie con reduccion con Pedro Ximenez”, así comenzó el show, desúes siguieron dos platos de sabor parecido, pero distintos, primeramente Vichyssoise de hinojo con txangurro (cangrejo) y Cigala asada, salsa de jemgibre y aceite de su coral

Seguimos con la Tartela de Atún rojo con tomate a la albahaca y en salada de Idiazabal ahumado; y después el Arroz cremoso con txipirones.

 Al instante llego el Huevo escalfado, puré de foie-gras y salsa de trufas, a pesar no ser a “huge fan” del huevo y la compocisión de elementos de este plato, a mi gusto es bastante aceptable; el siguiente plato Cochinillo confitado, puré de patata y compota de frutas al comino, es un plato con gran variedad de sabores y saltos entre ellos, por un lado tienen lo dulce con lo salado. ( Cabe mencionar que el menú presenta una variedad en este último plato, ya que puedes escoger en lugar del cochinillo, pichon asado al romero, acompañado de puré de patata, tosta de higaditos y setas de temporada….si alguien lo prueba me dice que tal estas!)
A continuación regresamos un poco a los sabores que van con la temporada, y ejemplo de ello es la Merluza al aroma de limón y perejil, simple tal vez pero precisa. Y en cuanto a los postres remataron un un Pastel de chocolate fondant y sorbete de pomelo rosa.
 Previamente al postre, nos sirvieron otro, que es muy tradicional dentro de la casa “Raviolis de piña y helado de coco”, sin duda mi favorito admeas de que venia acompañado del cariño, amabilidad y atención de todo el personal del Zuberoa, ya que sin decir nada llegaron a la mesa con esta sorpresa. Gracias por su encanto y ser parte de está celebración!
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s